Silencios

Todos los días tenemos que callar y callar tantas cosas, pero?¿ Qué pasa cuando ya no puedes dejar de decirlas, de expresarlas, gritarlas, cantarlas, escribirlas,..Qué pasa cuando llegan definitivamente a su destino?¿. 
Relatar de un modo u otro lo que uno siente es realmente complicado y doloroso, y más cuando sientes que quizás no valió para nada sacarlo, además de dejarte débil, vulnerable, transparente ante aquel que de una forma u otra llego a conocer aquello que callabas. Y es que hay mil formas de entender las cosas pero solo una de decir lo que sientes, que es diciendo la verdad y dejando que está te guié. Sara ct.

9 de Junio 2015

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Silencios

Todos los días tenemos que callar y callar tantas cosas, pero?¿ Qué pasa cuando ya no puedes dejar de decirlas, de expresarlas, gritarlas, cantarlas, escribirlas,..Qué pasa cuando llegan definitivamente a su destino?¿. 
Relatar de un modo u otro lo que uno siente es realmente complicado y doloroso, y más cuando sientes que quizás no valió para nada sacarlo, además de dejarte débil, vulnerable, transparente ante aquel que de una forma u otra llego a conocer aquello que callabas. Y es que hay mil formas de entender las cosas pero solo una de decir lo que sientes, que es diciendo la verdad y dejando que está te guié. Sara ct.

9 de Junio 2015

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *