Para mi hermana

Volviendo mi vista atrás no puedo más que verte en todo conmigo, en cada experiencia vivida estás tú, en cada carcajada estás tú, en cada lagrima estás tú, en cada momento de caída estás tú, y no sólo para consolarme, sino para verme crecer. Gracias hermana por estar siempre conmigo y es que no hay en la vida nada más grande que una hermana, esa persona tan distinta a ti pero que sin ella hoy no hubiera sido lo que soy. Te amo infinito. Sara ct.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *