Eres batalla

Eres batalla con la que crear historia, esa que no se entiende porque solo dos la sienten. Eres esa despedida que no se acepta, pues choca con ese caballero armado al que llaman esperanza, ese que llega cargado de espera y tiempo, y de un tal vez mañana, que me rompe las entrañas al nombrarlo y situarlo en primera línea de mi batalla, esperando que muera en el campo, donde mueren los valientes y los amantes de las cosas claras. Ese luchador incansable por lograr sus metas, hoy me deja rota sola ante mi dura y larga batalla, sin fuerzas, sin él, sin nada para seguir narrando ni una sola palabras más de lo que en mí provoca tu guerra silenciosa de voz y letra, de fe y esperanza. Sara y.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *