Buscar

Buscar la palabra perfecta, el momento oportuno, no dañar, que difícil. 
Buscar un gesto de esperanza cuando no la hay, una mirada al futuro cuando no lo habrá. Y en ese intento de búsqueda, surgen las palabras más bellas, esas que callaste, esas que van directas al corazón. 
Buscar el momento perfecto te lleva al aquí y ahora, sin porqués, sin saber si era o es el momento más adecuado. 
Esa búsqueda incesante te lleva a decir lo que sientes sin pensar que pensarán, que sentirán al oírlo, de tu voz, al leerlo, de tu puño y letra.
Buscar palabras, gestos, momentos que pretenden romper dudas, poner punto y final es verdaderamente difícil, elegir las palabras, cuándo, cómo y dónde, y una vez dichos que no elegidos, nunca sabrás si fueron los indicados y si llegaron en el momento oportuno, dejando con ello una ráfaga de dudas infinitas. Sara ct.


22 de <junio 2015

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *